10 abr. 2015

El mármol iluminaba de forma natural la estatua de Zeus de Olimpia

La estatua de Zeus ubicada en el templo de Olimpia, en la antigua Grecia, era una de las siete maravillas del mundo antiguo. A pesar de la oscuridad del santuario, la imagen contaba con cierta iluminación, que hacía visible su rostro (situado a unos doce metros de altura) al ojo humano. Un estudio dirigido por la Universidad Complutense de Madrid revela que esta luz era de origen natural y provenía del techo del templo, construido con dos tipos de mármol.

via Matemáticas, Física y Química http://ift.tt/18ZbcUb

No hay comentarios:

Publicar un comentario